Decepción


"Es el pesar que te invade al saber que lo que tú creías no es verdad"

¿Qué hemos sentido, imaginado, escuchado...?


Javier González Burgos es el ilustrador de esta emoción. Nosotros hemos puesto la música: Oblivion- A. Piazzolla 


  • Miguel: "Desaliento. Yo voy tan feliz con el barco pensando que hay un río para que lo pueda navegar pero, al llegar, no hay río. El zorro se sorprende para mal, porque no se lo esperaba".
  • Elena: "Lástima, porque el animal iba tan tranquilo pensando: -¡Qué bien, voy a jugar! Después, al encontrarse con el río seco piensa: -¡Vaya pena, yo que tenía la ilusión de poder jugar...! Por otro lado, también he sentido desilusión porque, el zorro iba contento a jugar y, cuando llegó, perdió la ilusión porque no podría hacerlo".
  • Gonzalo: "Pena. Yo he sentido pena porque iba él caminando y, sin pensarlo, se encontró el río sin agua y dijo: ¡Vaya pena!"
  • Alejandro Moreno: "Pena, porque el zorro iba tranquilamente y ahora llega al charco y no puede jugar".
  • Rocío: "Pena, porque el zorro va tranquilo hacia el río y, cuando lo ve, está todo desértico... Le ha dado pena".
  • Ana: Lástima, porque el zorro tenía tantas ganas de jugar con su barco... Cuando llegó, estaba seco".
  • Rodrigo: "Desquerer. Es como si el zorro tuviera el barco para jugar y el río está seco. El zorro, entonces, ya no quiere jugar porque no puede, está seco".

¿Qué es la decepción?


La decepción es un sentimiento de insatisfacción  que surge cuando no se cumplen las expectativas sobre un deseo o una persona. Ya lo decía el Emocionario "cuando nos vence el desaliento y nos rendimos, se abre paso la decepción".

Según Roberto Crobu, "la decepción no la produce un comportamiento inadecuado, sino la falsa expectativa que uno se hace del mismo".

Cuando admitimos que algo que esperábamos no ha ocurrido, o que ha ocurrido de manera diferente a lo lo habíamos imaginado o esperado, decimos que algo nos ha decepcionado.

Sentir o admitir que estamos decepcionados, implica admitir que hemos juzgado la realidad de manera personal, subjetiva, comparándola con nuestra idea o expectativa previa y no se corresponde con nuestros criterios propios.

Cuando decimos que "algo o alguien nos ha decepcionado", tenemos que pararnos a pensar que es fruto de una expectativa no real, y que ha sido construido sobre la base de la imaginación y alimentada por expectativas basadas en deseos o en las propias necesidades. Al eliminar el juicio, eliminaremos el malestar o la decepción.
Cuando esto ocurre, damos más importancia a la imaginación y creemos que nuestro punto de vista es mejor o más aceptable. 

"Nos resistimos a entender que la realidad ahí fuera simplemente ocurre, y que nuestro punto de vista y nuestro juicio es lo que la disfraza de algo que nos gusta o no nos gusta".



Nos hemos sentido decepcionados...

  • "Mi madre ha sentido decepción cuando a mi hermano le quedaron 4 en el instituto" (Álvaro Martínez)
  • "Yo he sentido decepción cuando me compraron un pampero y al día siguiente no lo puede utilizar porque llovió" (Ana)
  • "Mi tío se sentía decepcionado cuando no tenía trabajo" (Daniela)
  • "Cuando fui a Guadalajara, creía que la habitación iba a ser grande. Al llegar, me di cuenta de que no fue así, era chica". (Rocío)
  • "Mi madre se sintió decepciona cuando estaba sin trabajo y la llamaron para decirle que la iban a contratar, al final, no la cogieron". (Alba)
  • "Me sentí decepcionada el día que fuimos a la excursión. Pensé que mi madre iba a estar para despedirme. Me sentí decepcionada al ver que no estaba". (Elena)
  • "El Lunes Santo iba a salir una cofradía y, como estuvo lloviendo, el señor del correo dijo: "Esta cofradía ya se ha recogido". Sentí decepción". (Alejandro Moreno)
  • "Al hacer un dibujo de baloncesto. Normalmente suelo dibujar bien y, ese día, me salió mal". (Gonzalo)
  • "Sentí decepción cuando iba a hacerme las fotos para la comunión de mi hermano. Él se hizo una foto con unas estrellas. Yo le pedí a mi madre si podría hacerme una igual y me dijo que sí. Al final, no me la hice". (Rubén)
  • "Yo sentí decepción un día en el parque de bolas. Íbamos a entrar con mi hermana Paola pero, al entrar, éramos más alto de lo permitido y no pudimos (su hermana gemela y él). Sentí decepción porque al final sólo puedo entrar Paola". (Rodrigo)
  • "En Semana Santa, yo quería ir con mi amiga Carmen. Mi madre estaba resfriada y no pudimos salir. Sentí decepción". (Natalia)
  • "Mi madre se sintió decepcionada cuando se dio cuenta de que mi hermano tiraba el arroz debajo de la mesa en lugar de comérselo. Ella pensaba que cada vez comía más rápido y que le gustaba, pero no era así". (Miguel)
  • "En baloncesto, me tenían que dar una camiseta. Me dijeron que me la darían al día siguiente y no fue así. Sentí decepción". (Álvaro Correa)

Fuente: https://robertocrobu.wordpress.com/ 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicaciones recientes

recentposts

Algunas sugerencias

randomposts